jueves, 6 de mayo de 2010

Salteadito

Como la semana pasada pasó entre muy poco y nada en el plano político, A.P.A.D.A (Asociación de periodistas atemorizados de Argentina) pudo ir a llorar la carta al Congreso, por nada. Porque no pasó nada. Esta semana el gobierno, y no solamente, retomó la iniciativa, y encadenó una serie de sucesos que son para justificar el dibujo de una sonrisa de oreja a oreja.

Empezando por lo más importante, acá, decíamos ya respecto de la unción, unas cuantas loas mediante, de Kirchner como Secretario General de UNASUR. Nos preguntábamos como disfrazarían los socios de A.P.A.D.A el hecho de que sus admirados Brasil, Uruguay y Chile habían consensuado encumbrar a su odiado en la cima de Sudamérica. Bueno, Morales Sola directamente optó por mentir (
acá): “Lula no dijo casi nada”. Bueno, acá, acá y acá, lo desmienten (citamos varias fuentes para que no se dude). Dijo Lula, textualmente, vale la pena repetirlo: "La designación de Néstor Kirchner es una etapa más de consolidación de la Unasur; Kirchner tiene experiencia, conoce el continente, las diferencias políticas e ideológicas que tenemos en el continente. Está 100 por cien capacitado para ser secretario general de la Unasur. Es una figura de mucho peso, de mucho liderazgo. La designación del compañero Kirchner: tiene experiencia, conoce el continente, las dificultades". Le falto fellatiarlo nada más.

Todos se deshicieron en elogios a Kirchner, el clima fue festivo, hasta Mujica lo mentó de compañero, y sin embargo para MS hubo “incomodidad”.

Después se enojan cuando se les marca que mienten. Podrían hacer mejor su trabajo en lugar de enojarse o andar lloriqueando por los rincones, y el de Joaquín es solo un ejemplo.

Puntualmente, a lo ya dicho –se ha hablado sobradamente de UNASUR en Segundas Lecturas,
acá, acá, acá, y no varía mucho el concepto respecto de lo visto en esta última cumbre- resta agregar que tampoco es cierto que Néstor Kirchner jamás haya dado importancia a la política internacional.

¿O acaso se olvida aquel último día de su gestión, cuando en compañía de todos los presidentes de Sudamérica, que habían venido a la asunción de CFK, se constituyó la piedra basal del Banco del Sur? ¿O acaso se olvida el hecho de que encabezó la patada en el trasero que el MERCOSUR y Venezuela le pegaron a Bush, Fox y toda la banda del ALCA en Mar Del Plata, derribando lo que hubiese significado un nuevo hito en la carrera de las violaciones carnales nacidas en los noventa? ¿O acaso se olvida que fue durante el gobierno de Kirchner que se profundizó como nunca la relación con los socios de Sudamérica (y no lo dice este bloguero, basta revisar las ediciones del programa Presidentes de Latinoamérica y se le oirán a todos y cada uno de los popes conceptos similares a los aquí vertidos)?

- - -

La Nación, hoy –
acá- hace un análisis sobre la detención de Martínez de Hoz -a quien ya nos referimos en este blog-. Se los nota bastante acongojados por la noticia de la detención del hombre cuya familia fuera vivada en la previa de la expo rural de 2009 –ver-.

Tanto con lo de Morales Sola como con el editorial referido, surge la pregunta, ¿no será esto –y cuando decimos esto, nos referimos a desenmascarar, desentrañar discursos- lo que se viene denominando “ataques al periodismo independiente”?

- - -

Finalmente, el FonDeA recibió media sanción de parte de la Cámara de Senadores. Y así las cosas, el tema está casi saldado. Fueron finalmente 41 los apoyos que se consiguieron. Desde aquí habíamos aventurado que acompañarían los 32 propios, los 2 fueguinos, el neuquino Lores, los dos pampeanos (Verna e Higonet, autores del proyecto. A propósito, dicen los medios que “el oficialismo consiguió el apoyo de los pampeanos. Error, es al revés, si ellos son los firmantes de la iniciativa, es el oficialismo quien se les sumó a ellos, y no al viceversa), entre los seguros. Y
aventurábamos (acá también) a Roxana Latorre, María José Bongiorno –acertamos-; Juez y Norma Morandini (fallamos, pero lo hicimos en base a esta nota de Clarín, otro pif del gran diario argentino); y dimos el batacazo con Graciela Di Perna –coherente el dasnevismo, hay que decirlo, siempre dijo Das Neves. Lo de Cabanchik no lo tenía nadie, y lo de Perez Alsina y Meabe fue finalmente ruido y no nueces.

Lo de Verna, guste o no el personaje, es admirable. Ha logrado convertirse en, casi, uno de los ejes en torno a los cuales gira la política argentina. Así de increíble como puede sonar la sentencia. Todos lo buscan, está haciendo valer su banca, y haciendo realidad el juicio que algún comentarista de AP
dijo, respecto de cualquiera podía convertirse en veto player, siendo que la mayoría construida por “la” oposición es híper precaria. Entonces todos pueden pedir algo, porque todos son vitales. Así no se construye política. Nuevamente patinó Gerardo Morales: aludió mal a Verna por su negociación con el gobierno. Un genio Morales, tiene 37 tipos atados con alambre y se da el lujo de vituperar a dos de ellos.

Como ayer Verna, lo viene haciendo Menem: Morales y compañía quieren su voto pero sin que se note –porque es piantavotos- y sin darle nada a cambio. A buscar a otro lado, así no sacarán nada de Menem, que será lo que será, pero en rosca les lleva muchos cuerpos de ventaja. Y Verna, el muchachito de esta película, apoyará a unos y otros alternativamente según le venga en gana o le convenga. Así como bancó el arrebato de comisiones, el desaire a Marcó Del Pont y la futura inconstitucional media sanción de la ley del cheque, ayer participó de otra mayoría, y nada debería tener de raro. Es lo que se votó y es la política, aquí y en la China.

El Senado, uno aventura, mas duchos en gestión –porque son los delegados de los gobernadores, así como muchos de ellos son ex tales- y roscas, parecen haber conciliado con la realidad, un rechazo a esta ley implicaba un palo en la rueda de la gobernabilidad. No conviene comprarse tal mote.

- - -

El número obtenido en el Senado es más que importante, aunque no es muy esperable que empuje en Cámara de Diputados, por más que en uno de los posts de arriba así se lo pensaba. Allí hay un núcleo cerrado muy duro, el famoso Grupo A, cuyos más importantes actores ya han dicho que no a cualquier alternativa en torno a uso de reservas. Y son muchos: 43 de la UCR, 29 del Peronismo de derecha, 19 de la Coalición Cívica Libertadora, 11 del PRO y los alrededor de 25 del inter bloque que acaban de conformar los partidos que juegan a que son de izquierda (Pino, Stolbizer, PS). Ya con esos solos, da 127, a dos de la victoria y sin mucho por rosquear con ninguno.

Pero el DNU no será rechazado, a no hacerlo se comprometió la mayoría en tanto la ley no sea aprobada. Como el mamarracho votado por la Cámara baja para la reforma de la reglamentaria de los DNU (la que no puede vetarse) no será ley –los diputados pampeanos no apoyaron ese engendro, y presumiblemente no lo harán Verna e Higonet tampoco-, quizá se aprobará el 298 si llega a tratarse ante un obstinado rechazo de diputados del proyecto con media sanción ayer.

Por otro lado, la Cámara de Diputados, que oscila entre los delirios de Lilita y los de Pino, ayer rechazó algo que no le compete: el decreto 1953 que instrumenta el canje de bonos –votado por la mayoría de quienes ayer rechazaron el 1953-, que es de la especie “simple”, y por tanto no le compete al Congreso su evaluación (la 26122 regula la evaluación de DNU y decretos delegados, pero no los simples ni los autónomos). También dieron los diputados entrada a otro engendro: la media sanción de la modificación del impuesto al cheque, aprobada sin las mayorías necesarias. Métale duro a las barbaridades jurídicas, nomás.

(Addenda: Entre los defectos de la media sanción en el Senado (en diputados seguramente lleguen a la mayoría especial), más catorce gobernadores que salieron a rechazar esto (http://www.minutouno.com.ar/minutouno/nota/128031-Gobernadores-oficialistas-publican-una-solicitada-contrasumedia-sancion/), suma y suma CFK lindos argumentos para enmarcar un veto que de injustificado tendrá poco.

El peligro quizás sea que un veto sobre una ley aprobada con un vicio de origen (la falta de mayoría especial en el Senado), puede implicar una convalidación de algo que fue mal actuado. Es decir, que se interprete que presidencia dio por válida la ley, aún vetándola. La presentación judicial al lado del veto tal vez sea lo más apropiado, cuestión que quede sentada la irregularidad, y cuando el año que viene se vuelva a tratar esto haya un precedente que indique cuantos votos son necesarios. Todo por no esperar otra semanita ni querer rosquear un poquito con Viana. Otro exitaso de Moralito.)

- - -

P.D.: Señores del ajuste, podrían mirar el ejemplo de Grecia un poquito cuando hablan de racionalizar la economía y achicar el gasto, ¿no creen?

3 comentarios:

  1. Suscribo. Pero no se olvide cro que también estuvo en estos días la media sanción de la modificación al Código Civil, que si bien no es de autoría del oficialismo, éste acompañó fuertemente y con sus cabeza de bloque, inclusive instando a algunos propios díscolos en el tema a que se ausenten o abstengan, según dicen algunos. Pero concretamente sin la militancia de las organizaciones de la FALGBT, el laburo de Vilma Ibarra y otros muchos legisladores, más la actitud del oficialismo, en ese orden pero con todas como condición, la media sanción no salía.
    Dirán algunos, como siempre, que es la misma historia con el peronismo: se apropian de las luchas de otros por interés, el voto femenino, reivindicaciones de los trabajadores... Puede ser, pero nadie quita que muchos de los mayores avances en derechos ciudadanos tengan lugar con gobiernos peronistas.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Que bronca deben haber sufrido los comentaristas de la irrealidad política: Menem no estuvo presente en la votación del proyecto de Verna y no pudieron usarlo para deslegitimar la sanción.

    Y es muy gracioso ojear las tapas de Clarín y La Nación de esta semana: ¡que manera de mandar fruta! Decí que uno ya tiene anticuerpos anticlarinescos, que si no...

    Excelente post, como siempre.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Ladislao: Ese argumento de la "apropiación de causas ajenas", "en realidad no querían hacer eso, sino otra cosa o no hacerlo", "no toman la medida porque lo sienten sino porque -algo malo-", está entre los argumentos más pelotudos que se hayan oído. O sea, para sostener eso, hay que ser pelotudo. Es decir, el que dice eso es pelotudo, tiene derecho a decirlo, claro, pero seguirá siendo un pelotudo.

    Cuando Juan Domingo propuso el voto para las mujeres, el radicalismo se retiró de la sesión en la cámara baja. No recuerdo quien fue el diputado que lo dijo, pero su argumento fue "no es el momento".

    En 1954 se sanciona la primer ley de divorcio vincular, antecedente de la que en 1987 terminaría impulsando el gobierno de Alfonsín (¿eso no fue apropicación, digo?). El radicalismo volvió a retirarse de la sesión. ¿Por qué? Bueno, el argumento fue que el peronismo introdujo la moción en plena sesión (parecido a lo ocurrido con la ley del cheque, vamos), y el hecho de haberla introducido en pleno debate les resultó inaceptable. Más inaceptable que haber contribuido al afán de mantener una legislación vetusta y discriminatoria.

    Está en sus genes, nada es nuevo.

    Saludos, y gracias por pasar.

    Ricardo: Coincido, pero estoy asombrado. Ya tocan niveles de inverosimilitud antes inimaginables. Hoy Bonelli escribe en Clarín que Boudou volvió de Europa con malas noticias. Y hasta Ámbito -no El Argentino- lo desmiente. Y suma que Hillary no venía, que Obama no la iba a recibir a CFK, que Mujica se abstendría, ahora que Lula no dijo nada. Yo creo que no salen del esquema de creerse invencibles. Vivieron con impunidad de decir cualquier cosa, y hoy se los pone en duda, se los interpela, se los cuestiona. Y es eso lo que tienen miedo que se lastime o muera, su credibilidad, y no su integridad física.

    ResponderEliminar

Piense distinto, con pluralidad y objetivamente, aquí: